miércoles, 3 de enero de 2018

La verdadera historia de ET, LA COSA

Hace unos meses fui al cine a ver la historia del payaso horroroso que sale de las alcantarillas y se come a los niños. No es el tipo de películas que suelo ver, me inclino siempre por las historias de la vida real o las que están basadas en ellas. Accedí a verla porque mi cuñado, un aficionado y estudioso del cine y la producción audiovisual, me hizo una campaña silenciosa para que la viera.
Compramos entradas 3D y nos instalamos a ser movidos y mojados de vez en cuando. Cotufas en manos me dispuse a reír, porque eso me producen las películas de terror (de terror, no de suspenso). Esta vez no fue así. No sabía nada de la historia mas que un payaso horroroso sale y se come a los niños. Boca abierta me quedé al entender la trama oculta entre los dientes horrorosos del payaso aterrador; simple es: el miedo generado durante nuestra infancia nos roba la niñez, la mata y la pone a flotar para siempre en una oscura alcantarilla del recuerdo, flotando así con ella la inocencia y la alegría del niño que se descubre a través del mundo. Una vez más la lucha entre el miedo y el amor ganada por el miedo.
Múltiples casos reales originaban que el payaso apareciera y se devorara la infancia de los niños protagonistas: adicción a los medicamentos generada por una madre sobreprotectora, necesitada de que la necesitaran (controladora); violación de un padre alcohólico a su hija, los sentimientos poco entendidos y conversados que generó la pérdida de un hermano a corta edad, exigencias de adultos a niños que hacen que confundan sus roles y asuman responsabilidades que no pueden cubrir a sus edad, etc, etc. El payaso aparecía una y otra vez a través de los miedos robándose su infancia, comiéndosela y saboreando cada pedazo de ella hasta poner a su cuerpo inerte de niño a flotar, sin alma, sin alegría, sin vida.
Siempre se dice que hay una parte de nosotros que conserva el niño que llevamos dentro, a veces tienden a señalarlo de inmaduro cuando realmente es inocente. Importante es prestarle atención, saber cómo está, cómo se siente y cómo ayudarle a que no pierda su principal característica: la alegría que regala la inocencia, que regala la vida por si misma. En nuestra infancia está el secreto de nuestra vida, nuestros traumas y temores que seguirán flotando si no son atendidos, afectando la alegría de vivir. Démosle importancia a atender a nuestro niño interno, definir e identificar lo que le aterra para que el payaso no ponga a flotar su cuerpo en el miedo. Enfrentemos nuestros temores, valiente y decisivamente, busquemos herramientas, seamos capaces de enfrentar a ese payaso terrible que aun en la adultez nos sigue persiguiendo para robarnos la alegría.
El miedo representado por ET, nos persigue cada minuto del día hasta que no volteemos y enfrentemos aquello que nos aterra. La verdadera libertad es vivir desde el amor. Sé libre.

Parejas Emprendedoras

En los últimos meses he tenido un nuevo aprendizaje o reto, relacionado con mi amada pareja emprendedora. Ambos emprendedores en diferentes proyectos, consumimos tiempo, energía y esfuerzos en ellos. Emprender ha significado un esfuerzo lleno de constancia y entrega, sobre todo en las condiciones actuales de Venezuela, variantes diariamente en lo político, social y económico, donde lo ordinario se hace extraordinario: tener internet, poder pagar un servicio a través de la banca, movilizarte de un punto a otro, etc. lo que implica que tu tiempo y energía disponible se vea consumida en gran parte por tu emprendimiento o empresa.
Justo esta semana he recibido propuesta de talleres para parejas emprendedoras, post de emprendimiento en pareja, y entendí que es de demanda mundial saber cómo equilibrar actividades y pareja. Aun estoy construyendo mi propia solución, empiezo a ver resultados positivos por intensificar junto a mi pareja los siguientes aspectos:

Comunicación
Sonará trillado, pero nada como la comunicación abierta, asertiva y directa para comprender el punto de vista del otro y dar a entender el propio. No recurras a “puntas”, no intentes hacer entender a tu pareja tu necesidad a través de acciones, tenemos el don de la palabra, entonces HABLA. Para eso tienes que saber exactamente qué es lo que sientes, qué te disgusta o qué crees que sería necesario mejorar, siempre siendo empático y respetando el punto de vista del otro. Aprender a comunicarnos incluye ser empático y receptivo, así como asertivo y dulce en el lenguaje que utilicemos para expresarnos.

Trabajo en Equipo
En las parejas no hay jerarquías, hay equipo. Eso lo explican en miles de aristas: energéticamente yin y yan, religiosamente se crea al hombre y su complemento la mujer, para reproducirse necesitas de hombre y mujer, etc, etc, etc. Desde el respeto en las diferencias, entendemos la fortaleza de ellas. Entonces a partir de las fortalezas y debilidades de cada uno, planteamos y distribuimos nuestras actividades diarias. Suena muy esquematizado, realmente no lo es, porque naturalmente se dará una distribución cuando no exista la competencia dentro de la pareja emprendedora, leáse bien: cuando no exista la competencia. Yo en lo particular, tengo que observarme constantemente para no caer en la trampa, como buena mujer venezolana me cuesta la interdependencia, nos enseñan a ser “independientes” concepto alejado de lo que naturalmente somos. Necesitamos comprender y aplicar a nuestra vida diaria el maravilloso principio de la interdependencia, en donde conocemos la virtud del trabajo en equipo.
Los hábitos
Será necesario fomentar y consolidar hábitos que permita al amor sobrevivir a la vorágine del emprendimiento y sus tiempos. Entre ellos:
Planificación: nosotros creamos un calendario de pareja emprendora, en donde distribuimos tiempos separados y en conjunto, sobre todo TIEMPOS EN PAREJA SOLO PARA LA PAREJA. Emprender deja poco tiempo para otras actividades y cometes el error de tratar de atenderlas todas en los espacios libres. Será bueno planificar tiempo de calidad para las personas importantes de tu vida, aunque no puedan ser frecuentes, dejando aparte tiempo para estar los dos a solas, sin trabajo, sin tlf, sin otras personas.
Finanzas: la planificación incide en las finanzas también. Equilibrar las cargas y no dejar que en el día a día recaiga el pago sobre el que puede en el momento es un trabajo necesario para ajustarlas a las realidades de cada uno y de la pareja emprendedora en general.
Descansos: entender al descanso como un dador de equilibrio es sumamente importante. Respetar esos espacios será elemental. Una persona agota es más irritable. Evita acumular el cansancio y llegar al punto de irritabilidad constante, quien es más cercano a ti (tu pareja emprendedora) sufrirá de primera mano las consecuencias.
Delegación: sé que todos soñamos con tener al menos una decena de personas para delegarle parte de nuestro trabajo, pero mientras no dan las cuentas o las estrategias, no es posible. Lo más complejo es conseguir personas que cumplan con los principios de tu empresa y los lleven como bandera. Entiendo eso, pero hay que aprender a delegar. Lo digo porque en estos tiempos cambiantes, se hace necesario nuevas formas de liderazgo acompañados de nuevos esquemas de trabajo. Si quieres crecer sin morir en el intento, y en el intento llevar a la ruina tu relación, debes aprender a delegar.

Soluciones no problemas
Hay detalles diarios que pueden hacer la diferencia. Por ejemplo, ir al mercado se puede volver complejo por falta de tiempo  y no tener comida en casa puede ser un verdadero desastre, entonces puedes usar una compañía delivery de hortalizas y vegetales, un poco más costosa pero ya a esta altura debes saber que tu tiempo es más valioso que esa pequeña diferencia. Así, diariamente, puedes ver qué procesos modificar para tener mejores resultados y mayor tiempo de calidad. No te enfoques en los problemas, enfócate en las soluciones. Si disfrutas de ir al mercado y más, de ir al mercado con tu pareja emprendedora, entonces establezcan en su rutina esta actividad.
Evita los dimes y diretes que yo te dije, que tú me dijiste, que ayer tu hiciste tal cosa, que hace un mes yo fui el que hizo tal otra. Evita caer en discusiones constantes sin sentido que solo logran agotar a la pareja emocionalmente, no inviertas tus energías en discutir, inviértelas en aportar. Si es necesario, busca ayuda, los terapeutas pueden funcionar como árbitros y expresarte la necesidad del otro en un modo que la comprendas; o busca un taller, un curso o simplemente rompe el ciclo de la discusión ¡lo que creas conveniente! pero no se queden enganchados en los dimes y diretes, que son siempre una trampa del ego de cada uno.

Tu pareja es un humano
Como punto final pero no menos importante, no olvides nuestra naturaleza humana de ser y sentir. Los emprendedores solemos ser muy apasionados, y en algunos casos sensibles. Respeta las diferencia y transmítele lo agradecid@ que estas con la vida y lo afortunad@ que eres al tenerle a tu lado.
No es fácil construir un equipo para la vida, pero no es imposible, con amor se logrará. No dejes por nada de darle amor, de olvidar que en los pequeños detalles está la gran diferencia. Que dos personas se amen, es un milagro, valóralo cada momento del día y agradécelo. Aprovecho así este artículo para expresar a mi pareja, mi amado Mario Esquivel, cuánto lo amo y agradezco su compañía y empeño por ser diariamente un mejor equipo para la vida. Te amo, gracias por enseñarme diariamente tantas cosas y por hacerme una mejor mujer y, por ende, una mejor emprendedora.

COMPARTO ESTA MATRIZ DOFA DE PAREJAS EMPRENDORAS Y SU FUENTE
http://www.emprendedores.es/gestion/noticias/dafo-emprender-pareja
DEBILIDADES
  1. Carencia de un horario definido
  1. Dificultad para desconectar
  1. Falta de tiempo para las obligaciones domésticas
  1. Exceso de independencia y riesgo de egocentrismo
AMENAZAS
  1. Invasión del tiempo libre por parte de la actividad de la empresa
  1. Descuido de vida social, amistades, etc.
  1. Desacuerdos y discusiones por el reparto de tareas
  1. Competencia dentro de la pareja, inflexibilidad en la convivencia
FORTALEZAS
  1. Libertad para organizar nuestro tiempo
  1. Pasión por el proyecto que se realiza
  1. Ingresos por partida doble
  1. Suma de talentos y habilidades dentro del hogar
OPORTUNIDADES
  1. Poder realizar gestiones personales y disfrutar de permisos y vacaciones en el momento que se desee
  1. Compartir los proyectos y trabajos con alguien de gustos similares
  1. Recursos suficientes para contratar ayuda para el cuidado de la casa e hijos
  1. Posibilidad de generar sinergias y colaboraciones en futuros proyectos

domingo, 16 de julio de 2017

Solo necesitaban un SI

Ayer conocí a Jackeline y Haydee de nacionalidad Peruana a su llegada en maiquetía. Mi trabajo era prestarles asistencia en ese aeropuerto,  llevarlas a su hotel de estadía ya que estarían en conexión con Puerto Ordaz para encontrarse con la Gran Sabana y luego con el Salto Ángel, Kerepakupai Vená, ya conocido como el salto de agua más grande del mundo.
Jackeline tenía la intención de venir a Venezuela desde hace cinco años, motivada por sus selvas, sus playas y Salto Ángel, que veía en comerciales a través de Sun Channel. Cuando se conseguía a algún venezolano en otras latitudes del mundo, emocionada le comentaba su intención y tras su confesión recibía de ellos una tajante respuesta común: "mejor no vayas a Venezuela". Su impulso instintivo recibía entonces un choque a la pared.
Haydee hizo un crucero en el caribe, de esos que paraban en La Guaira, estado Vargas, Venezuela. La mayoría de la tripulación eran venezolanos y todos le advertían NO BAJARSE del barco en su país, le contaban cosas horrorosas que pasan en Caracas y no hay mucho que ver, eran sus comentarios. Ella no escuchó tales advertencias, y tomó un recorrido a Caracas, nada más y nada menos, y descubrió gloriosos sabores en la cima del Ávila, se sorprendió de que los museos fueron gratis y quedó encantada con una ciudad que tiene más verde que edificios. Se prometió volver, pero en sus frecuentes encuentros con venezolanos en el exterior la respuesta común la detuvo: "mejor no vayas a Venezuela".
Jackeline se encontró de viaje de trabajo en New York. Aprovechando un tiempo libre tomó un city tour. Su guía era venezolano y, una vez más, le contó emocionada su intención de venir a este país; esta vez recibió una respuesta diferente, un SI acompañado de consejos para su seguridad, de destinos impelables del país y de un contacto amigo que se encargaría responsable y seriamente de su atención durante su estadía en Venezuela.
Ese SI bastó para que Jackeline y Haydee aterrizaran en Venezuela y yo pudiese recibirlas en maiquetía, prestándole todo el apoyo posible desde el amor por esta tierra y mi querencia de que su estadía fuese placentera. Jackeline me confesó: sin conocer nada siento que quiero volver a Venezuela. Y aquí la esperaremos, la mayor parte de los prestadores de servicio turísticos que he tenido la oportunidad de conocer, son personas responsables que sorteamos obstáculos diariamente para prestar un servicio de calidad y demostrarles a nuestros pasajeros por qué estamos tan arraigados en esta tierra.
Muchos se preocupan ante un posible bloqueo económico, mientras que nosotros mismos tenemos bloqueada a Venezuela, y no lo digo solo por los múltiples NO que Jackeline recibió  en sus encuentros fortuitos (o desafortunados) con algunos venezolanos en el exterior, lo digo porque con nuestra actitud, nuestros pensamientos y la falta de creer, crear y crecer, tenemos bloqueada a Venezuela.
Ojalá podamos entenderlo, para avanzar. Venezuela: perdóname, lo siento, te amo, gracias.

La verdadera historia de ET, LA COSA

Hace unos meses fui al cine a ver la historia del payaso horroroso que sale de las alcantarillas y se come a los niños. No es el tipo de pe...